"LOST IN TRANSLATION"

APERTURA INVERNAL EN EL MACIZO DEL MT. AORAKI           -POPULARMENTE CONOCIDO COMO MT. COOK-

Álex camino de "Lost in Translation"



Artículo de nuestro amigo y colaborador Álex Corpas, de la actividad invernal que realizó junto a su compañero Daniel Joll en Nueva Zelanda durante el pasado invierno, de la que resultó la via que denominaron "Lost in Translation" (370 m WI5 M5) a la Torres Peak 3196 m. Álex es usuario incondicional de las gafas outdoor de adidas, modelos a136 elevation climacool y a143 terrex pro graduadas


Glaciar de Balfour
Balfour, situado a los pies del monte Tasman, es uno de los glaciares más emblemáticos de los alpes del suroeste neocelandés. Su inaccesibilidad ha sido la principal causa que ha alimentado su prolongada fama de misterio y profundo aislamiento. Tres jornadas a pie desde Fox Glacier son las que nos separan del lugar donde emplazaremos nuestra tienda. En estas montañas no existen remontes y la red de refugios es escasa. Además las tormentas que se adentran en los valles desde el mar de Tasmania dejan mucha nieve cada año, es uno de los índices pluviométricos más extraordinarios del planeta y a sotavento suelen dejar mucha nieve, hasta unos sesenta metros cada año. En el invierno austral es difícil encontrar anticiclones de más de tres días. Las condiciones de las paredes, las avalanchas y un tiempo inclemente junto con la mencionada ausencia de remontes hacen que la mejor opción de acceso a los glaciares sea el helicóptero. Luego la escapada depende de la estabilidad del tiempo y la diferencia puede oscilar desde dos jornadas caminando a través de fragmentados glaciares hasta la jungla que desemboca en la costa oeste -unos dos mil metros de desnivel más abajo-, hasta la sensación vertiginosa y efímera de ser literalmente propulsado desde un glaciar hasta las calles de asfalto en no más de siete minutos de vuelo. Lo más interesante es que sabes cuando vas pero no cuando vuelves.

Es el “kiwi style” que en la jerga común se denomina heli-escalada. Fueron los escaladores Álex Palmer y Perter Dickson, pioneros en la dificultad de la época, los que abrieron las puertas a la realidad de esta intrusiva maniobra de vuelo.

Línea de la via "Lost in Translation"
Se comprende entonces que en los tres macizos que existen en la isla sur de Aoteara (Nueva Zelanda); Mont Cook, Mont Aspiring y Darrans queden muchas paredes que con más de 1200m de longitud todavía no han sido ascendidas. Existen muchas caras y vías clásicas sin abrir muchas formas fáciles o difíciles de escalar por primera vez una pared.





Paredes tapizadas de buen hielo
Nuestra apertura invernal en Balfour a las Torres Peak, es sólo una pequeña aportación que deja de manifiesto lo que queda por hacer también aquí en Nueva Zelanda. Aproximación en helicóptero hasta un punto bastante alto del glaciar Fox y desde aquí, seis horas de aproximación hasta Balfour; collado Katies y rappel desde la cresta oeste de Torres. De las líneas que se dejan ver en la foto, nosotros simplemente elegimos la que más nos gustó. Teníamos, en principio, el objetivo de intentar la apertura de un diedro vertical a la cumbre del Mt Drake, pero una vez allí viendo que el diedro orientado al norte, estaba demasiado seco, decidimos cambiar nuestros planes y escalar esta línea. En Nueva Zelanda el granito no abunda, así que la protección dudosa a veces exaspera, pero el hielo plástico conformado por los radicales cambios de temperatura nos dio cierta seguridad, siempre agradecida. La pared totalmente tapizada de hielo no ofrecía posibilidad de protección en las heladas fisuras aunque las condiciones fueron excelentes.

Alex comenzando un largo

En Nueva Zelanda, sólo hay seis personas que se adentran en invierno en las montañas, en un terreno que en superficie, es muy superior al de los Alpes. De manera que el potencial exploratorio de estás montañas es sólo una cuestión matemática. Luego está el problema de la accesibilidad. La nueva generación a la que pertenece Daniel Joll, una de las mentes más inquietas de la esfera kiwi, viene con fuerza a quemar los viejos tópicos, aciagos prejuicios y comienza a luchar para que sus montañas se den a conocer al mundo.
Daniel en acción

 No ha existido hasta el momento la voluntad de contar lo sucedido.
El alpinismo no es una excepción en un mundo en el que la información veraz y contrastada se hace cada vez más necesaria, la información siempre ayuda a conocer.
Daniel abre una vía cada vez que sube al monte. Cuando escalamos siempre me dice: “tienes que traer aquí a tus amigos…”.


Álex Corpas
Entrada más reciente Entrada antigua Página principal